:::: MENU ::::

martes, 15 de mayo de 2018

  • 15.5.18
El sector del ajo afronta ya la temporada de recolección con la expectativa de obtener un producto "de alta calidad", con la confianza en que la situación meteorológica de los próximos días permita mantener estas condiciones y que la Unión Europea "mantenga su control para que no entren ajos de terceros países, de menor calidad pero que harían bajar los precios".



Así se puso ayer de relieve en la reunión mantenida por los representantes del sector con el delegado territorial de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Francisco Zurera, en la que se hizo un análisis del desarrollo de la temporada y de las previsiones de la cosecha.

Zurera calificó el sector del ajo como "competitivo, innovador y generador de riqueza en la provincia", y valoró muy positivamente el trabajo que los productores han realizado para mantener la calidad de la producción y diversificarla, por ejemplo, con la oferta de ajo negro.

Córdoba es la cuarta provincia española en producción y superficie de ajos, con alrededor de 2.500 hectáreas sembradas el año pasado, concentradas fundamentalmente en los términos municipales de Montalbán, Santaella, La Rambla, Montilla y Aguilar de la Frontera, que generan en torno al medio millón de jornales al año.

La provincia cuenta, además, con la principal industria de Andalucía, gracias a los 18 centros productivos, enclavados principalmente en Montalbán y Santaella. Según Zurera, en la última convocatoria de ayudas a la transformación y comercialización de la Junta de Andalucía, el sector ajero ha sido uno de los más beneficiados, con cinco proyectos aprobados y una subvención de 1,59 millones de euros para una inversión global de 3,18 millones de euros.

"En Andalucía, las exportaciones durante 2017 estuvieron claramente lideradas por Córdoba, que vendió al extranjero 27.347 toneladas, con un valor de 45,89 millones de euros, siendo la primera provincia exportadora de la región", detalló el delegado.

Por su parte, el vicepresidente de la Mesa Nacional del Ajo, Miguel del Pino, y el representante de la empresa La Abuela Carmen, Manuel Vaquero, trazaron una panorámica de la situación del sector y mostraron su reconocimiento por el apoyo que reciben de la Junta de Andalucía, con quien mantienen una interlocución fluida y regular gracias a Francisco Zurera.

En efecto, la Consejería de Agricultura hizo suyas en 2014 las preocupaciones del sector y demandó medidas compensatorias por el aumento de importaciones extracomunitarias. Además, la Junta también apoya las iniciativas innovadoras del sector, como el trabajo de investigación y desarrollo entre el IFAPA y la empresa La Abuela Carmen para la producción de ajo negro.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL

DEPORTES - MONTEMAYOR DIGITAL

FIRMAS
Montemayor Digital te escucha Escríbenos