:::: MENU ::::

martes, 28 de marzo de 2017

  • 28.3.17
La "reorganización" del Laboratorio Agrícola y de la Estación Enológica de Montilla "no está cerrada”. Así lo subrayó ayer el delegado territorial de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Francisco Zurera, durante la visita que cursó a las instalaciones de Bodegas Alvear en compañía del alcalde de Montilla, Rafael Llamas, y del presidente del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida (DOP) Montilla-Moriles, Javier Martín.



El responsable territorial de Agricultura explicó que el borrador del decreto para la creación de una red en la que la Junta de Andalucía pretende integrar los laboratorios agrarios y pesqueros de la comunidad –y que, de facto, supondría el cierre del laboratorio ubicado en las instalaciones de la Oficina Comarcal Agraria, en la confluencia de la avenida de la Constitución y de la antigua travesía de la N-331– se encuentra aún en fase de estudio y, por tanto, “no se deben adelantar acontecimientos”.

Zurera abundó en la línea que avanzó a primeros de mes la propia Consejería de Agricultura, cuando defendió que este nuevo sistema pretende implantar un modelo “más eficiente”, con laboratorios “con una mejor dotación, adaptados a las exigentes técnicas analíticas modernas y que contribuirá a la optimización de recursos”.

"Necesitamos unos instrumentos públicos que sirvan, que sean útiles y competitivos", abogó el delegado, a la vez que hizo hincapié en que, en cualquier caso, la “redistribución de los servicios” –que en el borrador del decreto contempla el traslado desde Montilla hasta Córdoba del Laboratorio Agrícola y de la Estación Enológica– no llevará aparejados ajustes de personal, de ahí que lanzara un “mensaje de tranquilidad” a los trabajadores, que han iniciado una recogida de firmas en Internet.

De igual modo, y en referencia a la denuncia que planteó hace diez días el Grupo Municipal del Partido Popular sobre los perjuicios que acarrearía para el sector vitivinícola de Montilla-Moriles la reorganización del servicio, el titular de Agricultura se comprometió a mantener reuniones y encuentros con el sector “para que, en ningún caso, ese servicio tenga algún coste si se traslada finalmente a otro lugar”.

Un marco más competitivo

Por otro lado, Francisco Zurera destacó el “esfuerzo económico” realizado por la Junta de Andalucía a través de medidas como los Planes de Reestructuración y Reconversión del Viñedo, cuya nueva orden está dotada con 2,5 millones de euros y que, desde 2001, han permitido la modernización en la zona Montilla-Moriles de 3.069 hectáreas de vid de las cerca de 6.000 existentes, beneficiando a cerca de 1.200 viticultores.

"Hay que seguir avanzando en este objetivo para seguir siendo competitivos, por lo que esta reestructuración es necesaria y precisa", señaló el delegado, quien estimó en 29 millones de euros la inversión destinada a la modernización del viñedo cordobés en los últimos años.

Por su parte, el gerente de Bodegas Alvear, Fernando Giménez, se mostró convencido de que las nuevas tendencias de consumo hacen presagiar "años muy positivos” para el marco vitivinícola cordobés. "El sector del vino Montilla-Moriles está subiendo, algo que no se había producido hace muchos años, gracias a que corren nuevas corrientes y ha crecido el interés entre los consumidores", aseguró el responsable de Alvear, que pasa por ser la bodega más antigua de Andalucía.

J.P. BELLIDO / I. TÉLLEZ
FOTOGRAFÍA:JOSÉ ANTONIO AGUILAR

DEPORTES - MONTEMAYOR DIGITAL

FIRMAS
Montemayor Digital te escucha Escríbenos